En diálogo con Infobae, uno de los miembros del Consejo de Salud que asesora al presidente de EEUU criticó con dureza a la OMS y dio un mensaje de concientización sobre la situación actual del coronavirus.

Ramón Tallaj, nacido en República Dominicana y radicado en Nueva York desde hace más de 35 años, es protagonista de una de esas historias que inspiran. Tuvo que atravesar un camino de sacrificios y mucho esfuerzo hasta llegar a ser uno de los médicos más reconocidos del mundo.

En Santiago de Los Caballeros, ciudad en la que vivió los primeros años de su vida, no había electricidad, razón por la cual debía utilizar velas para estudiar de noche. Allí vivió una infancia de muchas carencias. Lo que había, que no era mucho, debía cuidarlo.

Mucha agua pasó debajo del puente y hoy es el gestor principal de SOMOS Community Care, una red que atiende a más de un millón de neoyorquinos distribuidos entre los condados de Brooklyn, Manhattan, Queens y el Bronx y que tiene a su cargo alrededor de 3000 médicos y 900 proveedores de servicios médicos.

Palabra más que autorizada para referirse a la situación del Coronavirus en Nueva York, que el pasado 19 de diciembre, con la variante Ómicron, ha visto un nuevo récord de contagios: 21.900 en un solo día. La realidad es compleja y su postura bien clara: “Vacuna, vacuna y vacuna. Miren los números. Los casos de la gente que está muriendo en el mundo, por un 95 o 97%, son los no vacunados”.

– Estamos, doctor, grabando aquí esta entrevista para Infobae. Gracias por atendernos en la ciudad de New York. Bueno, ¿Cómo está la situación hoy con respecto al Coronavirus y esta nueva cepa? ¿Nos cuenta un poco la situación?

– Si, realmente los casos están aumentando. Si te digo que en noviembre en las escuelas tuvimos 90 casos de gente positiva con Ómicron y ya para los primeros cinco días de diciembre teníamos casi cien casos. Ahora se ven hasta 140 casos diarios positivos. En otras palabras, Ómicron ha tomado a la ciudad de Nueva York por completo. Obviamente, gracias a dios, un 70% de las personas tienen vacunas y mucha gente se está poniendo su refuerzo, el booster, lo que va a ayudar bastante. Yo estoy positivo hace dos días, tengo dos vacunas, me puse los anticuerpos y estoy muy bien gracias a dios.

– Doctor, de eso quería preguntarle. ¿Cómo es esta nueva cepa? A partir de su caso, ¿el booster sirve o no sirve?

– Definitivamente que el virus ha cambiado muchas veces. Ómicron cambió bastante, pero muchas veces cuando cambia tanto no es tan mortal. Todavía la parte principal, que es la parte de afuera, el spike, responde a los anticuerpos. Los anticuerpos que se generan con la vacuna son anticuerpos que se pueden hacer, como tiene la Aztrazeneca. Lo más importante es estar vacunado. Yo soy una prueba activa. Tengo 65 años, hipertensión, problemas cardiovasculares y estoy con síntomas mínimos. ¿Puede cambiar eso? Sí, hasta ahora no ha cambiado. ¿Y qué tengo yo? Muchos soldados. ¿Qué significa tener muchos soldados? Muchos anticuerpos. Y mi cuerpo no tuvo que buscar la manera de producir cuál anticuerpo, sino que de inmediato porque la vacuna que me puse se produjo con anticuerpos, por eso es que los síntomas son mínimos.

– Doctor, para quienes dudan del booster, ¿sirve o no sirve?

– 100% sirve. Y no solamente sirve. Van a venir otros cambios en el futuro. Siempre la gente se alarma. Estamos con Ómicron hoy y tendremos un nombre diferente en 4 o 5 meses. La vacuna todavía la están trabajando. Yo espero en dios que la ciencia avance también, al mismo tiempo, y se haga más rápido la vacuna en cuanto a las cepas nuevas. Lamentablemente, yo puedo decirte ahora mismo que virus yo tengo, basado en el espectro de cambios que hizo, pero no se le permite a la gente que produce las vacunas ser tan rápido. Tienen protocolos que son muy arcaicos y no producen la vacuna enseguida. Y, hoy, gente que no se la quiere poner y otros diciendo que las produzcan rápido para que nos la pongamos enseguida. La gran mayoría se quiere vacunar y quiere protegerse.

Una persona recibe un refuerzo de la vacuna de Pfizer-BioNTech en Nueva York (REUTERS/David 'Dee' Delgado)Una persona recibe un refuerzo de la vacuna de Pfizer-BioNTech en Nueva York (REUTERS/David ‘Dee’ Delgado)

– Doctor, en este caso usted está como uno de los miembros, muy importante en una de las ciudades más importantes del mundo por la trascendencia que tiene New York, en el equipo de transición entre lo que es la administración Bill De Blasio y quien va a venir a gobernar la ciudad que es Erick Adams, nuestro próximo alcalde. ¿Cómo se está trabajando y cuáles son los conceptos que ustedes hoy están teniendo como grupo para atacar el Covid-19 en la ciudad de New York?

– Te puedo decir que hace un par de semanas fue la primera reunión que tuve donde el alcalde con su team habló con la gente de la gobernación de Nueva York para ver como se hacían conversaciones consecutivas sobre los cambios grandes en el Covid. Hace una semana tuve una reunión donde se trabajó con la ciudad de Nueva York, con el equipo de De Blasio y la gente del medio entrante para trabajar. Queremos que sea lo más práctico posible, pragmatismo, que no haya ningún problema, sino por el contrario. Estuve reunido con el presidente la semana pasada y una de las cosas que dijimos fue que Nueva York es la cara del país. Para mucha gente Nueva York significa los Estados Unidos. Y por eso vi ayer como el Presidente va a mandar muchos recursos para Nueva York para que se recupere rápido, en caso de que sea necesario.

– ¿Qué le dijo el Presidente de los Estados Unidos Joe Biden sobre la situación y el trabajo en materia de salud con la lucha contra el Covid-19?

– La está confrontando, como se dice acá, “head on”. Los casos de Ómicron, hasta ahora, no han sido serios. Si estás vacunado, claro. Aún así, Ómicron en una persona mayor de edad, con dos vacunas, sin refuerzo, pudiera avanzar. Lo más importante es tener mucho testing y mucha vacunación. Y por eso el esfuerzo en que se pongan el refuerzo, inclusive les van a dar 100 dólares en la ciudad de Nueva York. El Presidente va a mandar testing a las casas, va a abrir más de cien sitios nuevos y estamos trabajando directamente con mi amigo Gerónimo Young de la Casa Blanca para que esto ocurra.

– Doctor, quería preguntarle sobre eso, sobre el incentivo de los 100 dólares. ¿Quiénes los reciben? ¿De qué manera?

– El incentivo lo da la ciudad. Usted se va a vacunar a un centro y ahora, inclusive, se encuentra el refuerzo, el booster. Usted llena en ese mismo sitio sus documentos y la ciudad le manda a usted un cheque a la casa.

– ¿Directamente el cheque llega a las personas, doctor?

– Correctamente. No se da en el sitio, ni somos nosotros los médicos. Va directamente a la persona que se vacunó.

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, durante una reunión con líderes de la comunidad latina, en la Casa Blanca, en Washington DC (EE.UU.). EFE/Shawn Thew
El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, durante una reunión con líderes de la comunidad latina, en la Casa Blanca, en Washington DC (EE.UU.). EFE/Shawn Thew

– Doctor, ¿Cómo afecta este plan de vacunas al Presidente Biden y a los latinos? ¿Cómo está viendo el plan de vacunación? ¿Es eficaz?

– Sin lugar a dudas que la inequidad que existe en nuestra comunidad se puso mucho más de manifiesto. Existía antes, pero ahora se puso mucho más grande de manifiesto con esto de la pandemia y el Presidente entiende muy bien que los recursos deben llegar como lo está haciendo la gobernadora, preparándonos para el futuro. Somos trabajadores esenciales. Si no trabajamos, no comemos ni pagamos rentas. Nuestros niños no pueden quedarse sin escuela. Todo eso está entrando en consideración para ayudar más a nuestra gente.

-¿Por qué doctor es tan vulnerable la comunidad hispana y por qué todavía dentro de la comunidad y entre los afroamericanos somos los que menos nos vacunamos?

– Realmente el pasado tiene mucho que ver. Los tabúes, las cosas que han pasado, nos han usado como conejillo de indias. Y entonces, algo importante, cuando mis padres me vacunaron a mi y cuando yo vacune a mis hijos no existía esto (muestra su smartphone), existía lo que decía el médico de cabecera, el médico de la comunidad, y se seguía al paso de la letra. Ahora todo el mundo puede emitir una opinión y muchas veces las opiniones son perjudiciales para la gente que tiene más complicaciones. Y por eso es que el Presidente dijo: “Por favor, paren este tipo de comunicación”. La vacuna es lo mejor que tenemos para defendernos contra este virus. A vacunarnos.

– ¿Qué le dirías a una persona que es, como denominamos los medios, a los antivacunas? ¿Qué les diría?

– Bueno, miren los números. Los casos de la gente que está muriendo en el mundo, por un 95 o 97%, son los no vacunados. Yo tengo 65 años, hipertenso, problemas cardiovasculares. Tengo dos vacunas, me pusieron los anticuerpos y aquí estoy, tres días con síntomas, pero muy mínimos. Año y medio atrás quizás hubiera muerto.

– ¿Le tiene miedo a la muerte cuando uno habla de Covid-19?

– Bueno, nosotros estamos en la calle desde marzo, principios de marzo, sabiendo que era un nido difícil. Le pregunto siempre a la gente: ¿Cuántos médicos murieron en los hospitales de Nueva York? La respuesta es cero. ¿Cuántos médicos de “SOMOS” murieron? Doce. O sea, nosotros somos lo que le llamamos “el frente”. El frente de una guerra. Una guerra difícil, con un enemigo invisible, con un enemigo que no nos dice por donde viene a atacar, sin embargo aquí estamos. Claro que tenemos miedo, pero más miedo daría no hacer el trabajo. Por eso siempre pedimos que se considere lo que está pasando. Hemos sido los primeros que dijimos que la máscara debía ser obligatoria. Dimos millones de máscaras a gente de nuestra comunidad. A los hospitales, a los bomberos, a los policías. Repartimos en todos los sitios. Dimos educación, pusimos telemedicina, después dimos comida y ahora hemos hecho millones de vacunas. Nuestra responsabilidad es clara. Y no está atada a ningún sistema político o a un partido político, está atada a los servicios que necesita nuestra gente.

– Hay algo muy importante de ustedes como trabajadores de “Somos”, que son 2800 médicos, casi 1.200.000 pacientes. ¿Qué más se puede hacer para que las personas puedan mantenerse a salvo con este nuevo rebrote?

– Yo creo que vacuna, vacuna y vacuna. Pero también aquellas personas sin vacunar que les dé el virus, de antemano inmediatamente acudir a un centro de salud o a su medico primario. Yo estoy trabajando, y eso lo hablé hoy con Erick Adams, de que tengamos anticuerpos para esa persona que no le va a dar tiempo a producirlo y que pudiera salvarle la vida. Para que no lleguen a un ventilador porque en un 95% esas personas murieron. Y ahora, con un 5% de casos que no pueden ser atacados por estos anticuerpos, quieren parar los anticuerpos. No quiero que pase eso. Quiero que la gente se siga poniendo sus anticuerpos. Si solamente el 90% se salvan, es mucho mejor que ir a un ventilador donde solamente se salvan 5 de cada 100.

– Doctor, ¿Por qué piensa que estamos tan vulnerables los hispanos? ¿Qué nos pasa?

– Bueno, sufrimos más de obesidad, tenemos más enfermedades como la diabetes, la hipertensión, el asma. Tradicionalmente no nos hemos cuidado, no tenemos los recursos. Tenemos que trabajar, a veces no podemos cuidar a nuestros hijos. La comida que comimos es una comida que muchas veces nos ponía obesos y todo esto está relacionado a una alta mortalidad y morbilidad para esta enfermedad.

– ¿Le tiene miedo al Covid? ¿Le ha tenido miedo en algún momento?

– Yo lo tengo en estos momentos. Le estoy diciendo al Ómicron que si todo sigue como va, le estoy dando un nocaut. No podemos tener miedo, ciertamente respetarlo. Otros virus pueden venir. Nuestro país tiene que estar preparado para el futuro para que no estemos con tanto miedo. No es posible que nuestro país esté más preparado para defendernos de armas nucleares para matar otra gente que para defender a la gente pobre y la gente de trabajo. Eso es lo importante que oí ayer del presidente.

– “Somos”, la organización que usted lidera, repartió 2 millones de vacunas, 1.5 millones de personas que alimenta, 2 millones de personas que están ahí siendo asistidas, doce médicos lamentablemente muriendo, más de 125 sitios que uno puede ir directamente. La pregunta es: ¿Estados Unidos debe proveer a otros países la vacuna para que tengan la equidad de vacunación? ¿Qué piensa usted de esto?

– Como un ser humano que nació en la República Dominicana y que vino a este país hace más de 35 años, creo que la responsabilidad más grande que tiene el presidente del país es ayudar a sus constituyentes, sus ciudadanos. Y luego puede abarcar otros países, ciertamente. En este mundo que vivimos, donde para mi un virus creado en un laboratorio se ha utilizado para tratar de llevar recursos a los países de Latinoamérica para que una potencia diferentes a los Estados Unidos se beneficie de eso, es una calamidad. Por eso nuestro país deberá poner atención a los países de Latinoamérica, que nos rodean y ayudarlos como puedan. Tenemos que poner atención a los que nos rodean porque son como familia. Y el primero que nos va a llegar a ayudar no va a ser la gente de Europa, sino los que están cerca de nosotros.

– ¿Qué opina de la vacuna Sinopharm, la china, y la vacuna Sputnik, que por lo menos en la Argentina ha sido la que más se ha colocado?

– No tengo mucha opinión de la Sinopharm, si por lo que he leído. La mortalidad y el ataque a las personas es alto, puede llegar a tener efectos secundarios muy serios. Esa vacuna como armamento para usarse políticamente para tratar de dominar países y sacarlos de un sistema como el nuestro donde la gente trabaja y con su trabajo se gana su dinero, hace lo que quiere con él, gana libertad de expresión, libertad de movimiento, no creo que debamos apegarnos a esos países, que su ideal no es el demócrata.

– ¿Sobre la Sputnik tiene algo de información?

– El presidente ruso ha hecho un gran trabajo con eso. Muchas veces me pregunto quién está más cerca de ser demócrata, si ese país o nosotros, con las medidas que se toman a veces. Pero, obviamente, que hay un cambio en ese país y esa vacuna se está usando y ha dado resultado. También con muchas dudas como la china, pero se están usando y ha ayudado a mucha gente.El director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus (OMS)
El director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus (OMS)

– Pero la Organización Mundial de la Salud no la acepta todavía…

– La Organización Mundial de la Salud no aceptaba que usáramos máscara en marzo, nunca dio esa orden. Por eso digo que es lamentable que tanta gente muriera por falta de decisión y pantalones para decir lo que era importante.

– ¿Cree que falló en algunos casos la Organización Mundial de la Salud?

– Bueno, imagínate tú. A principios de la pandemia no era necesario la máscara, no se sabia muy claro que había que usarla. Todos nosotros los médicos sabemos que el virus del del SARS está en el aire, se comunica por ahí.

– ¿Cómo podría titular la situación hoy del Covid en la ciudad de Nueva York y en los Estados Unidos?

– En Nueva York, con los recursos que tenemos, si la gente entiende bien el mensaje, vacunarse y ponerse refuerzo, la cosa debe mejorar. Quizás tengamos que pasar un mes con muchas calamidades, en el sentido de casos aumentando, pero yo espero que si la gente que no tiene vacunación se las pone, y si tenemos facilidades para dar anticuerpos directamente, la cosa va a cambiar para que no lleguen a un hospital y a un ventilador.

– Y lo último doctor. ¿Qué puntaje le pondría a la actuación del gobierno de los Estados Unidos en el combate contra el Covid-19?

– En estos momentos, con estas medidas que se están tomando, está A+. Si se siguen tomando estas medidas, y si se sigue poniendo atención al ser humano antes que a la política y las personas empiezan a hablar… yo hice eso mismo cuando hablé con Erick Adams. Hablemos con la gobernación, hablemos con la gobernadora, hablemos con De Blasio, hay que buscar la manera en Washington. Nuestro país no puede seguir tan dividido políticamente en dos partidos y dentro de un partido también. No vamos a ningún sitio así.

– ¿Como lo vio a Biden con respecto a la lucha contra Covid? ¿Cómo lo vio al Presidente?

– Fue excelente en todo lo que habló: mascaras, VPE, vacunas. Una cosa importante que para mi no se habló fue lo de los anticuerpos, pero creo que tenemos poco arsenal de eso. El país debe abocarse en conseguir los anticuerpos para que nadie tenga que llegar a procesos de cuidados intensivos.

Vía: INFOBAE